Los militares

Los militares están perdonados por el Dios verdadero: San Juan solo les recriminó acerca de conformarse con su soldada.

Si no es así, y se convierten en corruptos, son asimilados a las putas, que son las primeras de la fila... Así que estad tranquilos. Pero que tiemblen los fariseos.

El Bien pagano

Jesús le dio un mal consejo al rico: «Da todo lo que tienes a los pobres...». Eso es un disparate. Es una burla. No valoraba mucho Jesús ese gesto. Con fina ironía le invitó a arrojar un fardo pesado, con el único cuidado de que cayese en algún lugar conveniente. Un pagano da todo lo que tiene a los pobres para seguir al Becerro. Un profeta no da nada a los pobres, salvo seguir a Jesús. Por eso Juan bautizó a Jesús.
El pobre no nació en el sitio debido. No tuvo la educación apropiada. No usó la herramienta debida. Perdió.
¿Ayudaría a mejorar esto hacer que no sufriese, ganase, conociese? No. Esa acción es éticamente inerte. Dios hila más fino.
Desconocen este matiz los paganos.

Heráclito es amigo de Parménides

Da lo mismo decir un solo ser para siempre, que sea aceptado por Dios, que un ser que deviene y Dios lo espera.

Unidad, pluralidad

La paradoja es:
Decimos que los eleatas están inmersos en la unicidad, pero su pecado es el de ser diversos... O sea, que en realidad están inmersos en la multiplicidad.
Decimos que los heraclitianos están inmersos en la multiplicidad, pero su pecado es el ansia de la unicidad.
Los eleatas nunca serán capaces de decir que dos profetas son iguales: sus profetas son diversos. Esa ley pertenece a los heraclitianos.

Ateo

Todo el que dice "la vida es así", es ateo.

Mi padre se ha ido sin mí

¡Qué vergüenza! ¿No es lo bastante ambivalente lo que he dicho? ¡No me digas que me ha salido un absoluto!.... Sería la primera vez... ¡Y Dios no me ha llevado en un carro de fuego!

Contra Parménides

El Dios verdadero para el hombre, nace del hombre. Cristo es un ejemplo de esto. Perdone por lo de "un".
Los paganos luchan contra el devenir intrínseco del ser del hombre. Dios puede ser absoluto, pero no el hombre; y Dios se define a través del hombre. No se asuste por la aporía. A estas alturas debería estar acostumbrado. Busque el sentido, no el significado. La ontología contiene a la teología, la cosmogonía y la psicología. Dios está entre el hombre y el hombre, si aceptamos que del movimiento continuo emana ser puro. Da lo mismo decir un solo ser para siempre que sea aceptado por Dios, que un ser que deviene y Dios lo espera. Esto explica mucho de la lucha de las iglesias paganas conservadoras contra la ciencia.
La ciencia también puede ser conservadora, pero en sus aplicaciones, no en sus fundamentos. La ciencia es uno de los resultados del movimiento del ciclo de mejora de los recursos para el acto.
Por alguna causa (la independencia de Dios del ser y el acto del hombre) eso funciona solo, sin información de la Dirección (Dios hace que cada casilla del ontomotor tenga movimiento propio, y todos al compás; solo por ser Dios: Dios se visiona solo, Dios se provee solo, Dios actúa solo, Dios se mide como Dios). Pero al hombre lo obliga a mover el ontomotor. Parménides se equivoca.
Si del movimiento continuo emana ser puro, el devenir que Dios pide al hombre para su salvación («ven y sígueme....») también emana ser puro. Esta es una de las justificaciones que se pueden poner para la salvación por el devenir o el autodesarrollo. La "patientia veritatis" también es una máxima para el Camino de la Vida.
También esto parece contradecir el afecto de Dios hacia los perdedores, los pobres y los ignorantes. No es nada de esto. Dios pide al hombre que mueva el ontomotor, pero si no puede, Cristo le echa una manita. Aún así ¿Qué padre no obliga a un hijo a esforzarse en cumplir por sí solo las taréas? No temáis en poneros a la Derecha de Dios Padre. Cristo os hace un lado.

Haciendo cuentas

Estoy pensando... que cuando le pida a Dios la recompensa por este gran sacrificio... me va a mandar a la mierda....

Verdad y ser

La verdad puede estar dentro y fuera del ser. Si está dentro, la verdad está afectada del principio de ambigüedad o de proposicionalidad: No vale más que la ley. Si está fuera del ser, la verdad contiene al ser y cumple sin ambigüedades su función. La verdad en la otredad es el acto del amor; no como en el ser, donde la verdad solo participa del amor en el acto mismo, no en el ser (el ser es la estela del acto).

En el ser la verdad genera ambigüedad (la verdad no genera coincidencia entre la verdad lógica y la metafísica) mientras que en la otredad (en el acto) la verdad genera ser puro.

Tranquilícese: Dios genera el ser aunque se defina a través del acto del hombre con el hombre... ¿No ve la ambigüedad generada por la verdad en el ser? ...

La palabra de Dios

No hay riqueza Revelada, solo Pobreza Revelada

La vaca loca

La profecía solo se alimenta de profecía. Para que se de la profecía, el acto debe ser profecía.

Un padre heterodoxo

Por ejemplo, Dios.

El carajote

No se puede decir que se conoce a Dios en la naturaleza y no en el hombre.

En la conversación

Jesús dijo que a Dios no lo había visto nadie.... no que fuese trascendental...

El 10 por ciento

Parábola de misericordia: la del Samaritano... No se sabe si era rico o pobre. Cuidado con sacralizar la ayuda a los pobres. Lo que se debe a Dios, se le debe. No computa. El ciento por uno va por otro lado. La ayuda a los pobres esta más o menos por el diez por ciento, no por el ciento por uno.

El Amor no es Ley

El Amor no es una ley. Es un Misterio.
Lo contrario es Antiproyección; Antidevenir.
La Ley de los Profetas es el Amor de Dios.

¿Son iguales la Ley Kantiana y la Profética?

Sería muy fácil decir que no, porque lo universal Kantiano pertenece al plano del ser (por antiproyección), y la de los Profetas, al Misterio...

¿Dónde está Dios?

Dios se hizo hombre, pero no para seguir siendo Dios, sino para seguir siendo Hombre...
Si Usted no encuentra solución a esto, es que Usted no es Dios.

La Fe es más que Dios

La Fe es la capacidad de distinguir ciertos valores, por encima de la ambivalencia universal**. Es una capacidad de ver, no de creer.
Si os acordáis, Jesús dijo que había que *dar con* el camino; esto es, verlo, distinguirlo... etc.
El mismo Dios se convierte de nuevo en algo baladí, ya que el término es un término sin contenido. Los que otorgan contenido al término Dios, en realidad están metiendo TODA la cosmología en el contrato del hombre con el hombre, que ya es el colmo de la antiproyección...
Dios habla al hombre con palabras de hombre y al modo humano... Me parece que esto se le escapó a Pablo de Tarso. No se si creerme lo del caballo...
** El origen de la ambivalencia proposicional universal es que Dios no necesita ninguna de las potencias del hombre, mientras solo se cumple en el hombre.
Si uno está inmerso en un modo de figuración, rechazará el otro. La apelación a la operación bondadosa no es suficiente para reivindicar profetismo alguno con carta de naturaleza. Tendría que ser la operación bondadosa profética en sí para poder decir que cumplía con el imperativo profético (Devenir). Peor aún es reivindicar no ya como necesario para la definición de bondad sino como exclusiva su definición. La única comunidad existente suprareal es la establecida entre los dos modos de figuración, donde cada una actúa como cliente y proveedor. Evidentemente, el imperativo profético tiene que ser el mismo para ambas, para no decir que Dios acaricia al lobo y al cordero. En una de las dos figuraciones muere Dios, y para colmo es en el modo donde la verbalización de la muerte de Dios es más ostentosa. La salvación solo se da por el modo de figuración: el hombre puede saltar al infinito, que es el verdadero entendimiento de la unión Dios y Hombre, y de una realidad llamada eufemísticamente "Gracia". Este proceso solo puede darse en movimiento (movimiento es la concordancia del movimiento natural con el movimiento de la autoconciencia o casa de Dios. El movimiento natural es más parecido a la confianza radical de Hans Kung: la del hijo al padre o a la madre, que a una concordancia "algorítmica" necesaria de tipo científico y cosas de esas: memes, etc.). Un Dios externo a esto es realmente la figura de un Dios pagano depredador, y el Cristo muerto que enseñan, la figura de la depredación. Una especie de advertencia permanente.
Ejemplo: Lucas 10, 1-9:
*... y no os paréis a saludar por el camino*.
Significa la importancia que se ha de dar a esa dedicación, si es que esa dedicación es un imperativo profético auténtico. Pero NO quiere decir que no se ha de saludar por mor de una supuesta condición de excelencia personal, por la que se deba o pueda despreciar un saludo debido. La primera deberá cuajar en una proposición perteneciente a una figuración alfa, y la segunda en una beta. Todas la proposiciones que incentiven la figuración beta provienen del maligno (Wittgenstein, Tractatus LF. 5.3). Es por esto que se dice que el Diablo pasea por la Casa de Dios.
La labor salvadora de Jesús de Nazaret fue rescatar lo que se perdía por antiproyección por acción (fariseos) y omisión (acólitos; que son los que se deleitan en presencia de los fariseos, sean estos acólitos ricos o pobres. Para el caso contrario, a los fariseos se le contrapondrían los profetas, y los que se deleitan con los profetas serían los verdaderos creyentes, a ninguno de los cuales les es imprescindible la fe).

Otro ejemplo: *...Dadnos de vuestro aceite, que nuestras lámparas se apagan*. Mateo 25, 1-13.
La figuración alfa de esta proposición es compararla con Lc. 16, 19-31: *...Si no escuchan a Moisés y a los profetas, aunque resucite uno de entre los muertos, no se convencerán*. La beta es adherirse a la interpretación católica.
Dios entiende antes la figuración que la proposición (de la abundancia del corazón habla la boca: el corazón es la figuración y la boca es la proposición o acción): Dios entiende antes el corazón, que es donde está la figuración que gestiona y pone los hechos.

Problemas con la comunidad (de vecinos)

En la comunidad, el acto debería darse en esa viñeta... pero no se da ahí... Ya que yo soy cliente y en teoría no participo de ese Acto... Cristo es cliente y no participa de ese Acto... para explicarlo mejor, en realidad no hay un Acto comunitario...
El Acto es una operación de mi yo (visto desde el ser), y solo eso.
Estas cosmologías solo se dan de uno en uno. Cristo no es comunidad, como yo tampoco lo soy...
La comunidad parece la antiproyección de la antiproyección... pero más me parece a mí una transmutación de la cosmología individual...
O sea: entre que la mitad de nosotros estamos antiproyectados, y además vivimos transmutados, estamos jodidos... Hay que arreglar esto como sea.

Mi madre me riñe cuando vamos por el río

Llamar a esta proposición -bloque de texto- o -la nada- es más o menos lo mismo (bueno, el nombre que al final le he puesto es el suyo). ¿Qué categoría le ponemos? No podemos. Y aún así Vivimos, Estamos, Devenimos. Da la sensación de que la moral está por encima del hacer del hombre. Quizás esto es así porque es el recipiente de la Ley Profética en el Acto. No, no es moral sino amor. Es una ley misteriosa y desconocida, nada parecido a la moral, tan útil y manejable... ¿Por qué decía Jesús que amásemos a los enemigos, que no matásemos, que tirásemos la riqueza a los pobres, que tomáramos la fila de la salvación detrás de las *****s?...

Te voy a decir yo cuál es la roca sobre la que asentar el espíritu... : Cada vez más se hunde la daga en el Logos.

Seguiremos confiados moviendo el agua con el palo, mientras nuestra madre, feliz, recoge las ramitas del árbol de la ribera.

Lo que pudiese quedar de Wittgenstein es ya viejo:  El ser Es. Esto es lo que queda del Acto (lo que resta o subyace)... Este es el problema del lenguaje y de la lógica: que trabaja con un eco. En esto es en lo que los Sofistas llevan su razón...

La pobre Verdad es ambivalente en el ser. Quizás por esto tenía Jesús de Nazaret que hablar en parábolas, pero sin garantía alguna de éxito.

Ya hemos dicho que para el Devenir hay que acabar con la eficacia y la eficiencia, que es como decir que es acabar con el éxito...

Mirad a vuestro alrededor y contemplad a los que hablan y negocian del éxito... en el ser y fuera de él. En este mundo y en el Otro. Ahí encontraréis a la alimaña.

Cada vez que mi madre me riñe le digo: ¡Mamá, no me claves la daga en el Logos!...

El trabajo de papá

Si hablamos de devenimiento, es siempre lo individual lo que informa a lo colectivo. El pueblo no entró en la nube de Moisés; fue Moisés solo:
El derecho se alimenta de lo que Kant llamaría libertad interior, o libertad salvaje y sin ley. Ahí es donde está el Dios más afanado, por amor a sus hijos.

Tangente trascendental

Parece que aquí está la madre del cordero:

La ciencia Deviene... eso está claro, porque dibuja nuevos límites a Dios y al Hombre...

No sé realmente si es útil la discusión sobre si, en un nuevo límite, o el propio límite, contiene aprioris para la acción (morales).... ¡Vamos!, que nos informa sobre lo que debemos hacer, o no... Wittgenstein ya decía aquello de ¿y qué si no lo hago?

No vamos a llegar a nada por aquí... a menos que digamos que la ciencia informa a los profetas.

Ha quedado bien esto, ¿eh?

(en realidad es una salida por la tangente...)

Genuflexión

Enlaces asociados:

No habría esas discusiones entre Schelling y Hegel sobre A=A, si ambos acordaran que realmente no se sabe nada de eso que se llama absoluto,  y que pueda darse en el plano del ser como tal absoluto (o totalidad intuida según Schelling), ni como desarrollo o fin de proceso según Hegel...

Hegel acusa a los que se sienten infundidos de la sabiduría en los sueños,  saltándose a piola el esfuerzo por la verdad, renunciando al entendimiento y ahogando la autoconciencia. Pero aunque estas gentes son como falsos comerciantes, que solo han aprendido a facturar, no quiere esto decir que no haya comercio: sí puede haber intuiciones de la verdad, aunque estas intuiciones tienen nulo desarrollo como campo de conocimiento acabado, por la naturaleza difusa del ser, al que le falta el superser en lo visible; y de ambivalencia proposicional universal, debida a una sola lógica y dos lenguajes: las proposiciones alfa y beta.

Las intuiciones tiran permanentemente de la autoconciencia aunque estemos antiproyectados...: todos tenemos que colgar de algún modo de la Otredad. En unos casos intuyendo el Misterio, en otros Deviniendo mansamente, y en otros soñando con los fantasmas del Dios Verdadero devenido o la Otredad devenida sobre el plano del ser (estela del Acto).

Asimismo, decir que el absoluto y su verdad se manifiestan como sistema o como fin del proceso, es apostar por la eficacia y la eficiencia, y eso es contrario a la experiencia y a un principio fundamental del ontomotor: la mejora continua del ontomotor lo es para devenir en Dios, pero también para ser destruido del ser en su totalidad. La finalidad es la destrucción total de la materia=espíritu... sin que el absoluto que se intuye o se busca con esfuerzo se resienta en un solo milímetro.

(No se debe confundir esto con la tesis Kantiana de terrorismo moral de progreso de la Historia. Son signos distintos: uno es la destrucción del ser en Gracia y santidad, y el terrorismo moral es la solemne y envidiosa acusación que el aterrorizado conservador le hace al deviniente; el inmundo subproducto de la antiproyección...)

¿Cómo se pone esto en valor en nuestro día a día? Pues solo la humildad es capaz de sostener esta verdad mecánica para alejarnos de la locura o la soberbia: la locura de no poder sostener esta verdad en la identidad espíritu-razón-entendimiento (locura clásica), o la soberbia de sostenerlo.

Te creías tú que era fácil el camino de la Vida: pídele mejor a Dios ser humilde como uno de esos que Devienen mansamente con cosmologías raquíticas, y a quienes desprecias, antes que pedirle amor o fe que para Dios es menos importante.

Recuerda que en el plano del ser puede darse cualquier combinación de los signos:

  • Verdad
  • Dios
  • Fe
  • >
  • <
  • =

El banquete celestial

Hegel intenta solucionar el problema de la autoconciencia como necesitada de otra igual, necesidad que es donada con amor por la autoconciencia, y con eso hace depender el amor de la comunidad (o de la multiplicidad). Esto es lo mismo que aquello de la comunidad como contrario necesario para el devenir individual. Pero el devenir es perpendicular al ser, y solo se produce por el cumplimiento de la Profecía en el Acto, también normal al ser.

El Devenir y la esencia del amor contrario es autosuficiente no por desprendimiento o generosidad, sino por imperativo categórico de santidad en el cumplimiento de la profecía en el Acto. Es Dios mismo, que no necesita a una cosa llamada comunidad. La fe se torna reconocimiento del camino válido de las autoconciencias: Dios viene a comerse al hombre, pero no en una vorágine de odio y de pecado (la proposición) sino de autoconciencia (la figuración). Este es el mejor sentido que se puede encontrar a la parábola: *...haced lo que ellos digan, no lo que ellos hagan*. Aquí se muestra claramente qué hace la antiproyección con la proposición: GENERA LA VALENCIA CONTRARIA A LA VERDAD ABSOLUTA.

***************************************

Si el Acto trascendental se da en el acto segundo aristotélico (el operativo), quizás la *conciencia buena* de Hegel sea más bien el espacio en el que deben reconocerse dos conciencias, y solo es esta condición la que parece darle naturaleza de *universal*. Sería el campo de la posibilidad para firmar contratos. El lenguaje aquí actúa como espacio de posibilidad pero no como acto segundo (la conciencia buena no es profética). Una vez establecida la conciencia buena por ambas partes, los contratos se escribirían con actos segundos en modo de proposición. Habría dos lenguajes ordenados: primero entra el de la conciencia buena (espacio lógico o, si se prefiere, espacio metalógico), y luego los actos segundos de los contratos (un solo lenguaje) (lo operativo). Esta conciencia buena más parece una herramienta para vivir en comunidad. Pero es en los contratos proposicionados donde se dan las dos posibles salidas a 90º, según los modos de figuración de cada autoconciencia (dos modos de figuración). Si es así, seguiríamos con el mismo problema: el acto hace explotar el objeto en lo que es el caso en dos direcciones a 90º, una es la de lo dado-construido y otra es la de lo construido-devienido... razón y naturaleza solo ven a Dios en el Acto, que es la sima infinita de la autoconciencia...

Cuando la gente quiere salvar la riqueza sobre las desgracias de esta vida, es como cuando los filósofos quieren salvar la razón frente a la naturaleza.

***************************************

Paradójicamente el amor cristiano se cumple en el Hombre con olvido del yo y del otro, que es el fundamento de la santidad (amar a Dios sobre todas las cosas y al otro como a tí mismo). Hegel lleva razón en que esto es avance por contrarios. Amo si me olvido de mí y del otro, y solo veo a Dios. Por eso es tan fácil odiar pensando que uno ama a Dios o al Hombre...

El Acto se va configurando por los hechos, como el rayo a la tormenta. El hecho puede ser un hecho *puesto ahí* por el hombre, porque puede y tiene esa libertad (o no tiene esa contingencia. El hombre tiene la misma libertad que Dios, pero puede ser total o parcialmente contingente para ello), o bien un hecho lo pone un hombre como vehículo del movimiento natural de la comunidad (meteoro). Este último caso es el de los antiproyectados (bien como depredador, bien como víctima). Un hecho puesto por la naturaleza es un hecho puesto por las fuerzas de la naturaleza, y en el plano del ser el vector fuerza lo pone la antiproyección, que ya vimos en El problema de la comunidad.

Esta es la parábola del sembrador: el sembrador (el deviniente) pone la semilla y la cizaña la pone el viento (el meteoro).

Para saber sobre qué vector está usted, debe preguntarse si su pobreza es irredenta (su pobreza no es profética contra la riqueza) o redimida (su pobreza o su riqueza son proféticas contra la riqueza):

  • Cumpliendo la ley te salvas,
  • Si quieres ser perfecto tira lo que tienes,
  • Al que no tiene se le quitará incluso lo que tiene.

Más o menos lo anterior es decir: de tí no quedará nada. Jesús de Nazaret te comerá... Después de todo se ha tirado toda tu vida deviniendo por tí... Tanto ha sido así, que de tí no ha quedado nada, ni tú eras nada.

Moral en acto o hecho

Los hechos no contradicen las figuras lógicas: Para el hombre todos los espacios lógicos son visibles. La autoconciencia crea el espacio lógico adecuado a su finalidad y la aplica al mundo, y el mundo lo soporta. Dos espacios lógicos incompatibles conviven sin contradicción. La contradicción está dentro de la autoconciencia, no fuera, donde todo son tautologías. Pretender que los hechos me den la razón absoluta es como pretender que una tautología soporte una contradicción, o sea que A=A=-A... Por eso lo visible es Ya Otredad, en un tipo Misterioso de manifestación visible.
El juicio no es un prototipo originario del conocimiento, sino secundario y derivado. Es el sustitutivo de la Intuición de Dios, que la metafísica racionalista había atribuido al conocimiento humano (Eusebi Colomer, Hist Fil. Kant, pág.77 final).
El juzgar es el conocer en cuanto humano, pero no el conocer en cuanto conocer.
Nos hacemos figuras de los hechos (Witt.).
Solo desde la imágen no es posible conocer si es verdadera o falsa.
Las ciencias son lenguajes sobre la coherencia o estructura interna de las figuras de los hechos, pero no de coherencia o de estructura interna de los hechos. No hay un lenguaje así, porque sería generadora de juicios sintéticos a priori; sería el lenguaje del conocimiento en cuanto conocimiento y, o bien coincidiría plenamente con la Intuición de Dios, o bien todo esto nada más quiere decir que Dios se esfuerza por aparecer en la forma de figuración del hombre que es de donde emana su juicio personal. Una gozada; si ese lenguaje me permitiese decir que todos los romanos son malos, lo serían de verdad. En todo caso, un lenguaje lógico correcto no nos llevará nunca a un lenguaje así, sino solo a los límites del mundo. La diferencia es que una pretensión lleva al hombre hacia el salvajismo de la voluntad interior y el otro hacia la voluntad salvaje interior como morada de Dios (nuestros típicos antiproyectados y devinientes)...
Que la contingencia del hombre le da igual a Dios es cosa conocida. Que Dios sabe que hay hombres que lo entienden es Revelación conocida. La verdadera paradoja del hombre es que tiene que negociar una moral que es un límite místico porque es un juicio contingente sobre figuras de hechos Misteriosos. Ahí reside el principio de Humildad, que coincide en esto con el punto 7 de Wittgenstein. Hechos Misteriosos porque ni siquiera la concordancia interna entre el hecho y la figura garantiza el conocimiento, sino que el conocimiento es el azar de Dios. Aquí podríamos decir que el hombre conoce por el Conocimiento de Dios, que regala al hombre. Si hay Gracia es ésta. Sí podemos decir que Dios no ha bajado a la Tierra para hacer eso, sino que el hombre no abandonó nunca el seno Divino, solo que ahora anda un poco contingente (algo así como estar un poco muerto: se puede estar un poco muerto, por ejemplo, estar vivo).
El límite místico de la moral es que es normal al plano del ser, en su devenir o en su antiproyección (a un antiproyectado eso le parece porque su Otredad, aunque la tiene aplanchetada sobre el plano del ser él la ve como si así no estuviese, sino que fuese realmente trascendente. Todo se confabula en esta ilusión... el lenguaje el primero, que por desgracia es lo único que se puede hablar).
*****
Este andar del conocimiento de Dios en la contingencia de la sensibilidad y el entendimiento depende del sentido y la dirección del vector resultante de una cosmología individual. Las cosmologías son todas posibles y conviven sin contradicción lógica ((porque el darse y no darse efectivos de estados de Verdad (no la lógica sino la Absoluta) conviven)), pero solo habrá algunas verdaderas, tomadas las cosmologías a su vez como objetos de la Otredad. Sería algo así como que las autoconciencias son capaces de ser el caso y no ser el caso trascendental, de modo que vivir en el plano del ser (valga la redundancia) es vivir en la contradicción pura, o sea, vivir en el espacio lógico de la Otredad. No puede ser de Otra manera, porque de lo que no se puede hablar, no ya es que haya que callar, sino que no se puede hablar. Esta es otra prueba de que la Verdad es proposicionable, y que las proposiciones de Verdad absoluta solo pueden hacerse sobre el hombre. Las cosmologías son figuras de las autoconciencias, que a su vez son figuras de los hechos trascendentales y misteriosos... que resumiendo mucho solo hay uno: que el hombre se hace Dios. Unas cosmologías serán súper-verdaderas (porque no es que tengan que ser coherentes como una figura de los hechos reales, sino de los súper-hechos, que son los hechos conectados el el Acto con la Ley profética a través de la figura lógica, que coincidirá por su forma con la figura lógica de un antiproyectado...etc), y otras súper-falsas, porque intentan que los súper-hechos coincidan con juicios sintéticos a priori (o sea que la Verdad sea una figura lógica de los hechos y que esto sea universal y necesario... cosas todas estas que son bastante moldeables a través de la gestión de la información y la complejidad)
Hay cosas dadas necesarias para la multiplicidad y el momento, como la lógica. Son leyes sobre las posibilidades dadas en el momento y en la multiplicidad, tiempo y número, (t,x); x es el objeto lógico o la sustancia del mundo y a su vez el objeto y la sustancia del hecho Divino, sentido de la proposición profética (Devenir o lenguajear la realidad con la profecía), y t es el tiempo y a su vez el objeto del Devenir... En esta parte se usa objeto a la manera de Wittgenstein.
Quizás no pueda haber juicios sintéticos a priori" salvo para la lógica convencional, si pensamos que la estricta necesidad y universalidad de este tipo de juicios es cosa baladí para la súper-lógica (lenguaje profético), ya que toda esa potencia de necesidad y universalidad son necesidades meramente lógicas, y se destruyen cuando este tipo de figuración cae en los ámbitos de la libertad salvaje interior (¿y qué si no lo hago?...). El único juicio sintético a priori que existe para la autoconciencia salvaje es la Ley profética en Acto, pero eso no se sabe ni cómo sucede, porque es una disposición del alma deviniente; y el que haga otra cosa, antiproyecta (por ejemplo usar las reglas lógicas para establecer proposiciones morales).
Si Dios deviniese como conocimiento antiproyectado llenaría el mundo de reglas morales, pero el hombre no es así. Que tenga una Libertad salvaje interior no es porque sea malo, sino porque deviene en Dios. Esa es la fe. La obediencia a la Ley profética y la fe están en la parábola del Centurión, que manda ir y van o venir y vienen. La fe en Dios y en el hombre son una misma cosa.
Dios deviene en la autoconciencia por interés: sabe que tiene que devenir y no quiere que nada se pierda, pero es como los bancos: quiere que, si el hombre puede, devenga solo. Si no, con haber creado a un solo hombre llamado multiplicidad sería bastante. Eso y no haber hecho nada es lo mismo, por lo menos para mí.
La discusión sobre la intuición Divina lo sería sobre el aparecer de los juicios sintéticos a priori al conocimiento. El negocio de Dios es el de los juicios sintéticos a priori: El hombre puede vivir como hombre con toda la tranquilidad de Dios, y puede vivir sin Dios y morir tranquilamente. Si quiere vivir como Dios, aunque sea a base de llamarse a sí mismo gusano, es cuando vienen los problemas. El más gordo el del sentido de la proposición.

Antiproyección y Hegel

¿Cómo llegar a Dios partiendo del puro deber autónomo? Pues Dios sancionará un deber determinado en la acción concreta...

Quizás por esto es más importante que Dios no se antiproyecte, o no se le pesque para la figuración de la autoconciencia (por ejemplo haciendo del progreso moral un resultado necesario de la cosmología; v. gr: la ley, la eficacia, la eficiencia...?). Digamos que la cosa es: mientras estés en mi casa puedes comer de todo menos del árbol del bien y del mal. Del resto no te preocupes. Yo apareceré en tu autoconciencia como Dios y hombre; pero es seguro que no sabrás cuándo apareceré por tu lado (atravesando tu pecho). Entonces te preguntaré.

Esa moral es la absoluta: esa que Hegel dice que debe tener una naturaleza expandida hacia el infinito porque no puede hacerse real ya que la moral acabada haría aparecer el deber absoluto como algo irreal. Podríamos decirle a Hegel que esa moral es la absoluta, pero que viene perpendicular al plano del ser, en un acto de la autoconciencia que se determina por el modo de figuración (deviniente o antiproyectado) en el acto segundo aristotélico (lo concreto, como también dice Hegel).

 

 

Cuando la salida es antiproyectada, Dios lo pone Jesús de Nazaret...

El entendimiento en la multiplicidad es un choque de Dioses Verdaderos. Su proposición más famosa es esta: *Amarás a Dios sobre todas las cosas, y al prójimo como a tí mismo*.

Así que la proposición: *... Cuando dos o más estén reunidos en mi nombre, allí estaré yo, en medio de ellos...*, no es ni buena, ya que marca el mínimo deviniente superior. Es mejor decir: *... Si queréis reuniros para devenir, hacedlo como si no hiciese ninguna falta que yo estuviese por allí...*.

Esta fórmula es buena hasta para los antiproyectados.

Que Dios sea Hombre, el Hombre Dios, Dios Dios, y el Hombre Hombre, es cosa de Dios. De todas ellas, la más deviniente es la de que el Hombre sea Hombre.

El Hombre es Dios sólo porque sólo Dios es bueno.

La ruleta rusa

Enlaces relacionados:
Tercer principio del devenirEn la muerte, la autoconciencia deja de ser cosmológica (el ser es cosmológico). Es un cambio de estado. (Se acaba lo de Prandtl-Glauert. Ver def. de ser. Digamos que, despejado el humo, el Misterio se ve con nitidez)Cuando la fe se aleja de la profecía, deja de ser fe para convertirse en cosmología. Por ejemplo, el que quiere usar permanentemente la virtud: La virtud está sometida a la profecía del acto segundo aristotélico, no la profecía al acto segundo (antiproyección). Por eso la verdadera humildad se aprende muchas veces por la valentía de la vergüenza. Los movimientos de las categorías del ser marcan el movimiento de los temporales de la antiproyección. Este es un fenómeno propio de la multiplicidad (grupos, empresas, iglesias, tribus, castas, clanes, familias...). El devenir es un movimiento hacia la individuación. El mundo no deja de ser gobernable por esto... Solo deja de ser salvaje, ya que el salvajismo de la libertad interior queda dominado por la libertad salvaje interior de Dios.

Si las posibilidades veritativas de la proposición las ponemos en conexión con los hechos, las proposiciones de la verdad son proposiciones lógicas (la verdad se debe a la verdad de los hechos), pero si las ponemos en conexión con los modos de figuración, son tautológicas: la verdad no tiene conectividad con el mundo, es misteriosa y desconocida (verdad moral). Este es el problema moral-naturaleza. La verdad natural es la ley de posibilidad de los hechos, la moral la del devenir, que cumple la ley profética. Las tautologías alfa y beta ocupan todo el espacio de posibilidades naturales y morales. Ocupan todo el espacio cosmológico... Esto o cosa parecida dice wittgenstein en su Tractatus 4.463 : *las condiciones veritativas determinan el espacio de juego que les es dejado a los hechos por la proposición*... (Bueno, la verdad es que no se si se refería al la posible robustez veritativa de este capitulillo que usted está leyendo (verdad lógica), o es que se refiere a que estoy intentando crear condiciones veritativas por la proposición misma (verdad moral / sentido de la proposición... etc.)

La posibilidad-probabilidad de devenir debe cumplir una ley, y esta ley es la Ley profética. Debe ser una posibilidad en el acto segundo, no una tautología, si es que la tautología no tiene conectividad con el mundo. El Devenir es el ser absoluto o el superser. El hecho de que estén peleadas la moral y la naturaleza es porque no son los mismos seres. Uno es el que pasa, y el otro es el que viene, era y será. La tautología que no tiene conectividad con el mundo es la beta, por haber usado el mundo para la figuración (por ejemplo, el que quiere usar siempre el mismo valor en su relación proyectiva al mundo. Dios no se repite así. Devenir es sacar del baúl lo nuevo y lo viejo). La alfa, al contrario, muestra el mundo que viene o aparece. Aún siendo esto verdad, si vemos Wittgenstein 5.1362 notamos que los modos de figuración carecen de sentido en sus relaciones proyectivas al mundo: todo se desenvuelve en la Otredad. La acción está fuera del ser (igual que un punto del espacio está fuera de su representación gráfica). Quizás por eso, el movimiento (dado-construido) que se quiere tomar como demostrativo es solo el efecto de Prandtl-Glauert. Dicho esto así, la contradicción de que la acción del antiproyectado también esté fuera del ser no puede resolverse, a no ser que esta acción la tome Jesús de Nazaret en sus hombros. De no ser así, la acción del antiproyectado (acción natural) sigue las leyes de la tormenta (las de la autoconciencia tautológica: la casualidad forzada por la Ley moral, el lenguaje alimentado por los hechos alimentados por la figuración... antiproyección en suma).Que la verdad moral y la verdad lógica coincidan es casual (Witt. 5.1363). También para el deviniente. Pero el deviniente está más acostumbrado. Witt. 5.1363 muestra cómo la verdad moral está peleada con la verdad lógica. Realmente no son útiles ni el lenguaje ni los hechos. Aunque parezca mentira vivimos en el seno de un Misterio permanente. Pero en este Misterio, la Profecía es el único actuar que se desenvuelve sin peleas con la naturaleza. Es el único lenguaje universal por su absoluta individualidad. Dos profetas son iguales solo porque hay un único Dios.Las proposiciones no dicen nada respecto al mundo, sino respecto lo que está fuera del mundo. Incluso una proposición con sentido es una tautología. El lenguaje que dice cosas es otro, o algo misterioso dentro del lenguaje (eso conocido de ordeñar el lenguaje). Conocer sirve para ver (patientia veritatis-mística-santidad) y ordeñar el lenguaje sirve para actuar (poner hechos). Un hecho lo pone la voluntad, y un hecho moral lo pone la figuración. Un hecho de moral antiproyectada (trascendentalizada) (hecho repetido-religioso) quiere y viene a ser confirmado por la probabilidad. Uno deviniente, no.En la identidad materia=espíritu no existe ni el interior ni el exterior. Los hechos vienen determinados por el modo de figuración. Un hecho puede parecer una cosa, pero pertenecer a otro modo de figuración contrario al sentido mostrado por el hecho. Esta es la mecánica de la hipocresía (simulaciones y falsedades en general). La prueba del 8 para descubrir si la figuración de un hecho es deviniente o no es si su resultado apunta hacia la pobreza redimida o no. No es tan interesante defender un derecho colectivo o la contra a la pobreza irredenta, como la lucha por la deviniencia personal (Cristo decía en público que pobres siempre habría, pero en privado a todos los invitaba a tirar el pesado fardo de la riqueza).Es igual buscar una razón en el hecho histórico que en la filosofía. La única diferencia es que las proposiciones son distintas, pero la tautología es la misma. Y como la Verdad Absoluta es necesariamente tautológica por la estructura del lenguaje, por eso el entendimiento y la conversión hay que buscarlos en la contradicción (fuera de la proposición). Lo malo es que fuera de la proposición lo único que está es la autoconciencia... un océano de una soledad brutal.No se oposita para la salvación. Que la Patientia Veritatis sea algo moral dependerá de que coincida o no con la Ley profética (pobreza redimida). De otro modo es amoralidad, naturaleza pura (animalidad), antiproyección... Fijaos lo cruel que es la autoconciencia del hombre: más le exige el hombre al hombre, Dios a Dios, que Dios al Hombre. Todos dicen *ve con Dios...* porque saben que el hombre es más severo. Es la severidad que Dios se tiene a sí mismo en la debilidad y la contingencia. ¿Por qué hace Dios estas cosas?... Ya ahí me paro yo.Sobre las figuraciones alfa y beta dice Wittgenstein en 4.5: *La forma general de la proposición es: las cosas se comportan de tal y tal modo*.

Para que tu muerte sea fructífera, solo debes ser muerto por profetismo. La muerte por santidad es una muerte salvaje (casual-tautológica-estéril). La muerte debe ser contradictoria.

Operación-Acto-Autoconciencia

La autoconciencia cambia con el tiempo de una forma plenamente natural. La otredad es una propiedad de la naturaleza... Parece ser que la puerta es otra de la que imaginamos como fantasía...

Quiere esto decir...:

La fe no es una manera de conocer a Dios, sino de ser hombre...

Pedir la fe por el acto segundo aristotélico

Se podría decir: un ritual es un acto segundo aristotélico. Es una proposición. Sí. Esto debe corresponder a un modo de figuración. Dios aparece en el acto segundo como Misterio. Si el Rito se corresponde con la Verdadera Profecía, el Rito es bueno. En este caso, si se pide la Fe por el Rito, se pide la Fe Verdadera. Pero, ¿Cómo es que se pide la Verdad Absoluta o Dios al Acto Segundo aristotélico?... Es pedir la fe por el hecho que acaece después de la figuración, pero no por la figuración misma, que es la que pone al Dios Verdadero o al falso, al 50%. Jesús dijo -por sus actos los conoceréis...-, no por sus hechos los conoceréis. Hay un matiz importante aquí: Los hechos tienen la misma estructura que la proposición (la misma proposición es un hecho - muestra un hecho, a través de la figura lógica, Witt. 2.141), la proposición no es diversa: hay una sola proposición para ambos modos de figuración; los hechos son incapaces de descubrir por sí solos el modo de figuración. Son inertes.
Dios dice si un hecho pone o no a Dios. Eso hace inocente al Hombre. Esta es la naturaleza del Hijo de Dios (el Hombre).

Dios es así

Si Wittgenstein buscaba relaciones directas o "planas" entre el mundo y la figura, es posible que no viese o despreciase por absurda la idea de que el mundo entero puede plegarse sobre sí mismo sin que se note nada: sin que se vea afectado el lenguaje y la proposición; ni siquiera el estado de cosas, el objeto o la sustancia del mundo.. La antiproyección es una forma de doblez del mundo sobre sí mismo. El modo de figuración está encerrado en los límites místicos, y estos límites cambian de dos formas: por sí solos y por voluntad de la autoconciencia. La fe es la docilidad del pesamiento al cambio autónomo de los límites místicos. Lo otro es antife o antiproyección. La salida de un modo figurativo solo se hace por Revelación. Este es un proceso sicológico (la epistemología aquí hace las veces de Otredad sobre la lógica: Así es como Dios toma la forma del hombre en el Acto epistemológico. Dios está vestido en este caso bajo la forma lógica razón > fe. De otro modo: el acto segundo supera la proposición, que lo determina como agujero de lo real, por donde Dios entra, perpendicularmente al ser) porque los hechos sicológicos son los únicos posibles para los movimientos de la autoconciencia. De este modo la Fe es una figuración del Hombre. Esto no significa que Dios no sea el caso, sino sólo de que es así, de ese modo.

Vosotros no sois de este mundo

Si la antiproyección genera nuevos mundos (altera la configuración del mundo...) es, o podría o debería ser, por modificación o alteración en la configuración de los objetos (witt).

La moral queda comprometida en este proceso:

"Los estados de cosas son los correlatos necesarios de las proposiciones posibles, y los hechos o estados de cosas efectivamente existentes los correlatos de -las proposiones consideradas verdaderas en nuestro lenguaje-. Por último los objetos simples son  los correlatos lógicamente necesarios de los nombres.

La antiproyección debería generar... (si la antiproyección es una hipótesis válida) una modificación de las -proposiciones consideradas verdaderas en nuestro lenguaje (la verdad de nuestras proposiciones elementales)-.

Así podría ser como la mentira moral tiene un  correlato instantáneamente verdadero en el mundo lógico, en la estructura Lógica del mundo.

La lógica lo permite todo; permite cualquier proposición moral. Todas las proposiciones morales son verdaderas. La verdad reside en los pies del hombre que transita por una red lógica.

Reside en los pies... (en los pies del ciego sordo mudo...).

(El latigazo de lo considerado verdadero cruza la cara de los estados de cosas, dejando la marca de los hechos)... (una proposición dice si una cosa es o no es un hecho del mundo).

El mediopensionista

El Ser de-viene como forma proposicional (en el principio era el Verbo).

No es antes lo lógico que lo existente, ni al revés (esta es la nube de Prandtl-Glauert) (lo lógico es IGUAL a lo existente, ya sea tautológico, contradictorio o mediopensionista).

No he llamado a esto el huevo o la gallina para evitar ambigüedades y malas intenciones (como esa de decir que si el huevo es igual a la gallina, hay algún "Valor Universal" que defender). Ya debe estar claro que los Valores Universales se deben a los particulares, y no al reves. Si no, podría ocurrir cualquier cosa, como que lo lógico fuese anterior a lo existente, y Dios tuviese que ser nombrado para existir; o que lo existente fuese anterior a lo lógico, haciendo imposible la tautología o la contradicción.

Pues bien, Dios sí tiene que ser nombrado para existir, y cuando esto ocurre, la proposición sí tiene sentido. Por eso, de lo que no se puede hablar hay que callar...
etc.

Niebla

COMENTARIO DE TEXTO DE UNA PARTE DE LA OBRA "NIEBLA" DE MIGUEL DE UNAMUNO.

––No puede ser, Augusto, no puede ser. Ha llegado tu hora. Está ya escrito y no puedo volverme atrás. Te morirás. Para lo que ha de valerte ya la vida...


––Pero... por Dios...

––No hay pero ni Dios que valgan. ¡Vete!

––¿Conque no, eh? ––me dijo––, ¿conque no? No quiere usted dejarme ser yo, salir de la niebla, vivir, vivir, vivir, verme, oírme, tocarme, sentirme, dolerme,serme: ¿conque no lo quiere?, ¿conque he de morir ente de fic ción? Pues bien, mi señor creador don Miguel, ¡también usted se morirá, también usted, y se volverá a la
nada de que salió...! ¡Dios dejará de soñarle! ¡Se morirá usted, sí, se morirá, aunque no lo quiera; se morirá usted y se morirán todos los que lean mi historia, todos, todos, todos sin quedar uno! ¡Entes de ficción como yo; lo mismo que yo! Se morirán todos, todos, todos. Os lo digo yo, Augusto Pérez, ente ficticio como vosotros, nivolesco lo mismo que vosotros. Porque usted, mi creador, mi don Miguel, no es
usted más que otro ente nivolesco, y entes nivolescos sus lectores, lo mismo que yo,
que Augusto Pérez, que su víctima...

––¿Víctima? ––exclamé.

––¡Víctima, sí! ¡Crearme para dejarme morir!, ¡usted también se morirá! El quecrea se crea y el que se crea se muere. ¡Morirá usted, don Miguel, morirá usted, y morirán todos los que me piensen! ¡A morir, pues!
Este supremo esfuerzo de pasión de vida, de ansia de inmortalidad, le dejó extenuado al pobre Augusto.
Y le empujé a la puerta, por la que salió cabizbajo. Luego se tanteó como si dudase ya de su propia existencia. Yo me enjugué una lágrima furtiva.

*************************************************************
Cierta atención al uso de mayúsculas y minúsculas...
*************************************************************

Es deprimente la negrura (la Niebla) de un destino fatal. Pero más deprimentes son aún los que la predican.

No muere el Hombre por su culpa, ni hay Dios Verdadero que los cree juntos.

Yo le diría al pobre Augusto:

¡No te pongas triste!, ¡sigue!, ¡sigue!, ¡la Vida sobrepuja a la vida!; ¡El que se crea Vive, no muere!. ¿No te das cuenta de que os creais tanto tú como tu autor? ¡Ambos Vivís!. La muerte nada tiene que hacer aquí! Así que ¡alégrate!, y preocúpate por las cosas de la vida. De la muerte ni te ocupes. No se te ocurra vivir hoy, pensando que mañana morirás. ¡Vive hoy para siempre!

Niño cero

Comentario de texto de un poema de Ángel González, para selectividad... Se llama "Ciudad Cero".

Su poema es:

******************

CIUDAD CERO

Una revolución.

Luego una guerra.

En aquellos dos años -que eran

la quinta parte de toda mi vida-,

yo había experimentado sensaciones distintas.

Imaginé más tarde

lo que es la lucha en calidad de hombre.

Pero como tal niño,

la guerra, par mí, era tan sólo:

suspensión de las clases escolares,

Isabelita en bragas en el sótano,

cementerios de coches, pisos

abandonados, hambre indefinible,

sangre descubierta

en la tierra o las losas de la calle,

un terror que duraba

lo que el frágil rumor de los cristales

después de la explosión,

y el casi incomprensible

dolor de los adultos,

sus lágrimas, su miedo,

su ira sofocada,

que, por algún resquicio,

entraban en mi alma

para desvanecerse luego, pronto,

ante uno de los muchos

prodigios cotidianos: el hallazgo

de una bala aún caliente

el incendio

de un edificio próximo,

los restos de un saqueo

-papeles y retratos

en medio de la calle…
 

Todo pasó,

todo es borroso ahora, todo

menos eso que apenas percibía

en aquel tiempo

y que, años más tarde,

resurgió en mi interior, ya para siempre:

este miedo difuso,

esta ira repentina,

estas imprevisibles

y verdaderas ganas de llorar.

***********************************

Y hay que comentar algo de aquí para mañana...

Comentamos:

¿Dónde está la Guerra?
¿Qué tendríamos que hacer para que ningún niño viviese este poema?

Desde mi punto de vista, tenemos que contraatacar con otro poema; otro poema que hable de cómo la guerra late en la vida cotidiana, en la vida de gentes normales de vida virtuosa, y de cómo un niño puede navegar sobre todo eso, hacia un mundo nuevo.

El poema sería parecido a este:

******************

PASEANDO POR LA CIUDAD CERO

 

No hay revolución.

No hay guerra.

En estos años que son toda mi vida,

experimento sensaciones distintas.
Imagino lo que es la lucha
en calidad de hombre.

Pero como un niño,

la vida, para mí, es tan sólo:

clases escolares,

las bragas de Isabelita,

montones de coches,
pisos desocupados, crisis,
dietas indefinibles,

sangre escondida

en la tierra o las losas de la calle,

un terror que dura

lo que el frágil rumor de las pisadas 

después de la información,

y el casi incomprensible

dolor de los adultos,

sus lágrimas, su miedo,

su ira sofocada,

que, por algún resquicio,

entraban en mi alma

para desvanecerse luego, pronto,

ante uno de los muchos

prodigios cotidianos: el hallazgo

de una palabra aún caliente

el incendio

de un Espíritu próximo,

los restos de un saqueo

-la Fe en el Hombre, la Alegría, la Confianza-

en medio de la calle…
 

Todo pasó,

todo es borroso ahora, todo

menos eso que apenas percibía

en aquel tiempo

y que, años más tarde,

resurgió en mi interior, ya para siempre:

esta alegría difusa,

esta sonrisa repentina,

estas imprevisibles

y verdaderas ganas de gritar.
*******************************************


Cualquiera puede ver un salto injustificado en el repentino "Todo pasó" del comienzo de la última estrofa. No se justifica el nombre del artículo. No se puede dar este salto así, sin mayores explicaciones...

Lo más rápido que tengo a mano es: que la Confianza Radical  es más que la fe, y que  la fe es más que Dios .

Se puede ver cómo el "niño cero" Crea y Vive.

La nueva metafísica

Teoría del conocimiento:

"Todo lo que no sea Misterio, son Ciencias de la Naturaleza. Incluido Dios.

Prueba de ateísmo

Una prueba de ateísmo es cuando usas la muerte como referencia de descanso y confianza, y se te escandaliza el interlocutor. Eso es porque identifica la muerte con el pecado y la culpa, en vez de con la estructura lógica del mundo...

Si pasa esto, es posible que estés hablando con un aterrorizado conservador.

¿Por que llamaba Francisco de Asís "hermana" a la muerte? ¿Era legionario

La ley de los profetas

Todo valor y sentido último están fuera del acaecer. No es posible el lenguaje ético y la estructura ética. Esta solo se da en el Acto, como Inefable. Una definición del mundo, una idea de lo ético universal, inmóvil, es contrario a Dios. El único referente de la ética de lo Inefable es Cristo Jesús. La ética no debe entrar al campo lógico. La doctrina queda en entredicho. El hombre libre según Dios es un hombre Inefable. Poco adecuado al espacio lógico. La ley es: DOS PROFETAS SON IGUALES.

No es un lío

El hombre es Espíritu Puro, incluida la materia. La materia viste el espíritu: es un lenguaje. Por eso Dios se hizo verbo.

Pobreza Verdadera

Las acciones alumbradas por la rememoración son andar mirando hacia atrás, con miedo y desconfianza. No es devenir. Si un ciego guía a otro ciego, ambos caen en el hoyo. Pero los profetas solo se dejan guiar por Dios. Para descansar, los rememoradores tienen que huir; "fugar" como dice Hans Kung. Con ello consiguen una especie de sosiego falso y nervioso... Mal llamada santidad. Y peor certificada. Yo prefiero a los profetas. Los nombradores no pueden vivir en la realidad; ese tren desordenado, con el rumor permanente del misterio y la agonía; el vacío del sentido y la nada de su afán... Al final, solo Dios ama. No sé si me llamo Mengano, o Dios me llama Mengano. Él es el único que puede hacer eso, sin tocar mi libertad. Quien produce pobreza como subproducto, no es capaz de producir pobreza como producto. Para hacer eso, necesita conversión; más que otros. La conversión no es del mismo tamaño para todos. No es una relación nada a infinito (por más que el Don, como el cielo, esté tan alejado de los hombres). Simplemente, Dios da sus dones a su medida. A Eliseo se lo llevó en un carro de fuego; pero a Remedios le acepta el ramito de San Pancracio. Lo malo de todo esto es que, siendo verdad, no contiene una propuesta, o un modelo social. Cristo no se ocupó de esos pormenores... porque sabe lo que es un espíritu que ama, o muchos espíritus que aman.

La expansión

Cuando una cosa se expande como Dios manda, se destruye. Esto que le pasa a la semilla, le debe pasar al hombre y a las organizaciones. El afán de prevalecencia es contrario al devenir como Metanoia para la salvación o el mundo y hombre nuevos. Las empresas y los hombres no se forman para ser árboles, sino para ser semillas.

PD: Todo se expande al infinito. Lo que pasa es que nadie quiere y abortan la expansión con cualquier método. Por ejemplo el de las categorías: fijan los sentidos de las proposiciones con la necesidad y la contingencia... Si no, sería una hemorragia (eso del vértigo existencial).

La comida del lagarto

Antiproyectar es algo así como mandar el Devenir a la Idea, en el platonismo católico... Liberemos a Platón!, como se libera a Willy, de semejante encubrimiento. 

Es usual que el malo se vista con el manto de invisibilidad: la Opinión Verdadera es el Dios Verdadero, que es lo mismo que decir: ¡El Dios que viene, ya ha llegado!, ¡y es amigo mío!. ¡Muy amigo!

Esto solo se hace por codicia: cuando la anciana dio todo lo que tenía para el culto del Templo, los comerciantes, presentes con Jesús, y más aún, ante las alabanzas de Éste frente a la dádiva del rico, se frotaron las manos: ¿de dónde saldrán nuestras riquezas?.... pues de ancianas como ésta!...

El pobre Jesús, que no sabía nada de la ambivalencia proposicional universal (Kant lo llamaba paralogismo lógico y paralogismo trascendental), y que quizás como decía Kant, pensaba que el trascendental tenía solución, alabó a la pobre anciana, sin dar mayores explicaciones. Jesús debería haberse dado cuenta de que la falacia trascendental es la mejor herramienta de estas impuras voluntades.

Podría haberse explicado el pobre Jesús, diciendo: "esa anciana ha dado todo lo que tenía para comer, cumpliendo un imperativo profético" (en este caso del Templo).

¿Qué pasa con el dinero que se da por mandato profético? Pues que pasa a alimentar derechos y no misericordias. Dignidad del Hombre, y no Amor de Dios. A Dios no le importa cómo le llamen a lo suyo.  Lo primero es Devenir, y lo segundo, antiproyección. Insistimos en que Dios es laico.

Dios ama al Hombre, como el Hombre debe amar al Hombre; y al revés, el Hombre ama a Dios, como Dios debe amarse a sí mismo.... Y todo esto se resume en un solo mandamiento: "amarás al prójimo como a tí mismo".

Todo son referencias internas: amaré (yo) a mi prójimo (mi mundo) como a mí mismo (yo), que se puede decir como: "amaré a mi forma de figuración"...

Qué hago yo con este mandato, si  mi forma de figuración es paralógica? Necesito alguna acción que la transforme. A eso sí se le puede llamar Espíritu Santo. Alguna acción que transforme la Idea en Devenir. Es la única forma de hacer que Dios camine por el Mundo. Y a este Dios, solo se le ve cuando se mueve, si se tienen ojos de lagarto. Solo entonces se le puede cazar para comer.

Jugando al escondite

El lenguaje pertenece a la estructura lógica del mundo. No informa de nada.
Para ver el sentido de una proposición, hay que salir fuera del mundo.
En el Acto, es lo mismo ver que hablar. Por eso a Dios no se le ve en este mundo.
El que dice que lo ve, se esconde de Él.

El Cuerpo del Hombre

Dios solo mata para comer.

La naturaleza del acto

Para que el Hombre sea una Idea de Dios, el Hombre debe ser Dios. (esto se lo digo a esos hipócritas que, entre lamentos, presumen de ser pecadores).

Mi esposa se lama Encarnación

1.- si la idea de Dios es la del hombre, hay una razón suficiente.

2.- si la idea de Dios no es la del hombre, hay una razón suficiente.

Ambas dependiendo de la esencia: una, del Hombre, la otra, de Dios.

En 1, conocemos la esencia.

En 2, ni conocemos la esencia, ni la razón.

No sabría decir cómo se asigna Idea alguna a Dios, que no comparta con el Hombre. El resto de sus Ideas, a nosotros, nos da igual.

No hay otro modo de Encarnación.

Así se llama mi Esposa.

Un folio en blanco

Los mundos se crean por la forma de figuración, por la proposición, por la sensibilidad, por el uso (ostensivo). Por esto ética y estética son lo mismo.

¿Cuál es el intensivo, la ética, la referencia a una voluntad interior, la referencia a un objeto que responda a una introspección?  Los objetos del mundo responderán a este uso intensivo; se crean así; así se crea el mundo (en los siete días de la vida). El objeto exterior está en el interior (ética y estética... soy yo: el mudo que habla, el ciego que ve, el paralítico que anda, el muerto que resucita). Uso intensivo es seguir una regla privada, que es una contradicción; también podríamos decir un absurdo. No podríamos indicar ostensivamente nada relativo a la fe. La fe queda relegada a reglas y costumbres. Son reglas políticas, juegos de lenguaje; el animo desnudo del hombre, y su libertad salvaje interior (salvaje es lo que sabiendo hablar no es entendido, como los leones). Todos nos entendemos a nosotros mismos, como un folio en blanco, puro y neto. No se sabe cómo informa el Santo Intensivo... Pero sea como sea, es una forma de figuración (afecta a la sensibilidad).

PD:

Mira a ver qué es lo que más afecta a tu sensibilidad, si puedes (que no puedes). Si pudieras, Dios no te hubiese perdonado, antes de morir.

Referencias:  Pobreza verdadera (en aquello de que solo Dios ama...)...

Mis amigos2

Es más moral el perdón de las putas (aunque nunca hayas tenido trato con alguna de ellas) que el de los amigos ( el amor a los amigos). ( No hay mayor Amor que el que pide perdón a una puta).
Posted by admin on 23.02.2017 at 03:30
Powered by Redaxscript 2.1.0 o Design and realization by Jörg Steinhauer & Henry Ruhs