Problemas con la comunidad II

Dios trabaja en el seno de la cosmología individual: el lado salvaje de la libertad. Dios se refiere al hombre solo desde el hombre. La comuniad no hace profecía, ya que no hay una identidad entre materia y espíritu en la comunidad. Precisamente dice Kant que la comunidad es posible por la conjuración de la libertad salvaje individual; tal que parece el devenir natural (el movimiento, la Historia) una necesidad trascendente, como determinado por el mismo Dios...

Todas estas cosas son contradicciones; también lo son contra principios proféticos de primer nivel como querer a los hijos más que a Jesús de Nazaret, tener miedo a la vida o al sustento, o ser rico diga Jesús lo que diga al pasar...

El movimiento, la Historia y la naturaleza son estela del Acto. También Kant dice que la comunidad reproduce a la naturaleza. Estas proposiciones contradictorias arropan la tesis de la antiproyección intrínseca a las comunidades y a la naturaleza. Mientras que en las comunidades puede asignarse esta antiproyección a una mala conjugación de la formulación general de las proposiciones, o a la transcendentalización de la moral, o cualquier otra cosa parecida, en la naturaleza no se ve cómo pueda hacerse esta antiproyección, de modo que el mismo mundo visible se muestre claramente en su antiproyección (u ocultamente como cueva de Platón...). Sigue siendo fuerte la propuesta de ocultamiento en la Otredad de una parte de nuestras cosmologías. Parece como si Dios no quisiese salir de ahí, precisamente para hacerse entender mejor.

etc.

Powered by Redaxscript 2.1.0 o Design and realization by Jörg Steinhauer & Henry Ruhs